Cómo mantener la atención de tus clientes en el canal online

Hoy me gustaría que te pusieras en la piel de tu cliente.

Imagínate vives en Madrid y que estás buscando a un psicólogo porque llevas tiempo dándole vueltas a un asunto personal que te bloquea a la hora de tomar decisiones importantes en tu vida.

Buscas en internet “psicólogo Madrid” y te aparecen 2000 resultados. Abres 5 pestañas en tu navegador y empiezas a investigar a cada profesional o a cada gabinete de psicología que te ha aparecido en la búsqueda.

 

De las 5 webs que has abierto, en solo dos de ellas han aparecido fotografías de los profesionales que puede que te vayan a atender cuando acudas presencialmente a la consulta.

Ves que tienen un servicio de psicología online y es algo que te llama la atención, pero no hay botones, solo hay un breve formulario donde pone “Mensaje” para que escribas tu situación personal.

Problemas que te surgen: No te dan indicaciones de cómo funciona el servicio, no te dicen cuánto cuesta ni tampoco sabes quién del equipo te atenderá ni qué aspecto tendrá.

 

Así que, ¿por qué son tan importantes tus imágenes?

En este nuevo vídeo-post te planteo mi punto de vista:

 

En este ejemplo que te comentaba quiero que te sitúes en el lugar de ese cliente. Esa persona quiere abrirse a ti y probablemente te cuente historias muy íntimas, por lo que tener al menos una fotografía sobre ti hará que:

Por un lado, que no cierre tu página web porque te haya visto la cara y de alguna forma haya conectado contigo.

Por otro lado, tener una foto sobre ti hará que ese posible usuario valore la posibilidad de trabajar contigo.

Quizá ese cliente conecta contigo porque tenga tu misma edad, porque le haya gustado la camisa que llevas o porque el ambiente de tu fotografía le ha transmitido calma o seguridad.

En profesiones online como la psicología, la educación o los profesionales sanitarios es especialmente necesario contar con imágenes que hablen sobre ti, sobre tu personalidad. Entre otras cosas, porque tu cliente va a dirigirse a ti para mejorar su bienestar de alguna forma.

Puede que seas un profesor muy exigente, más serio, que viste de camisa y corbata, o un profesor más paciente y abierto, que viste de forma casual (que ojo, puede ser serio también).

O quizá eres un médico muy empático y adoras el humor (de nuevo, esto no quita que no seas serio en tu trabajo, faltaría más). Me estoy inventando los ejemplos para que entiendas a qué me refiero.

A lo que voy es que no necesitas tener las típicas fotos con el Mac en un despacho y decorar la pared con titulaciones que avalan tu profesionalidad.

 

Ponte en la piel de esa persona que te encuentra en internet

Esa persona no sabe si necesita la terapia cognitiva o humanista, sino que lo que le interesa es saber si tú eres la persona que puede ayudarle a poner remedio a sus bloqueos.

En el sector del desarrollo personal suelo encontrarme muchas imágenes de puestas de sol, naturaleza o paisajes inspiradores, que son bonitas pero no están comunicando lo que necesito saber si estoy buscando ver el aspecto del profesional que va a atenderme. Además, suelen ser fotografías gratuitas que puedo ver en otras páginas y esto puede provocar el efecto contrario; restar credibilidad en ese profesional.

Sin una fotografía propia sobre ti, que transmita en un segundo lenguaje que tú estás ahí para ayudarle, será más difícil que esa persona que aterriza a tu web confíe en ti.

 

Lo más importante es que seas tú mismo

Suena a topicazo, lo sé.

La clave es buscar ambientes que conecten contigo y con tus valores, no tratar de vender ese “alguien” que no eres. 

No vayas a la peluquería a alisarte el pelo si siempre lo llevas rizado, no te pongas una americana si siempre usas jersey. Vístete como siempre lo haces e intenta transmitir lo que realmente eres.

No se trata de parecer estrictamente profesional o corporativo, la idea es que la persona que te encuentre en internet te vea físicamente tal cual eres. Que si te ve por la calle, te reconozca.

 

Así que cuéntame, ¿tienes fotografías que realmente hablen sobre ti en internet?

Elena Altuna
anelepancorbo@gmail.com

Diseño de imagen gráfica y materiales digitales. Trabajo con profesionales online, personas con una filosofía muy concreta: cuidar las relaciones, los comportamientos y el planeta para que vivamos en un mundo más humano.

2 Comments
  • Ernesto
    Posted at 08:34h, 08 noviembre Responder

    ¡Hola Elena!

    Me ha gustado mucho el vídeo y todo lo que cuentas. Creo que es muy importante dejar a un lado la vergüenza y mostrarnos tal cual somos en Internet. Nuestra Web es el escaparate digital que nos permite ser visibles ante nuestros clientes potenciales y mostrarnos desde nuestra autenticidad es lo que nos hace conectar con ellos.

    Para mi la clave está en encontrar el equilibrio entre imagen, diseño y textos. Todos estos elementos deben estar alineados e ir en la misma dirección para atraer la mirada de los usuarios que nos visitan y persuadirles para que se decidan a trabajar con nosotros.

    ¡Un abrazo!

    Ernesto

    • Elena Altuna
      Posted at 14:53h, 29 noviembre Responder

      Hola Ernesto,

      Totalmente, todos esos aspectos de nuestra marca deberían de estar alineados con nosotros mismos para transmitir, ante todo, tu autenticidad. Es verdad que puede dar miedo mostrarnos tal y como somos, pero la clave es empatizar con el usuario que hay detrás. Poniéndote en su piel te das cuenta de que hay que ser transparente y visible para que vea que somos personas de carne y hueso detrás de una web 🙂

      Gracias por tu comentario, otro abrazo para ti 🙂

Deja tu comentario